Larga vida al Cid

El Fin de Semana Cidiano despierta el interés de miles de personas que, gracias a una cuidada puesta en escena, vuelven al medievo

El desfile de la comitiva que ha escoltado al Cid y Doña Jimena ha sido abundante y ha contado con presencia de caballeros, bufones, damas y juglares

Luis Abril ha pregonado el inicio de fiesta  pidiendo diálogo y entendimiento entre vecinos, para hacer de Burgos el lugar que todos queremos

Larga vida al Cid
El baile de banderas fue uno de los espectáculos con más éxito. IAC

Como si de un enorme decorado de cine se tratara, Burgos se convierte por unas horas en la ciudad medieval que un día fue. Espadas, escudos, cotas de malla han sido los accesorios más utilizados por los pobladores del centro histórico de la ciudad esta mañana. La séptima edición del Fin de Semana Cidiano ha superado a sus predecesoras y lo que comenzó siendo una iniciativa diferente, se ha convertido en un evento con peso específico en el catálogo nacional de turismo en la ciudad.

La ocupación hotelera para este fin de semana es alta, ronda el 80 por ciento, y los precios de las pernoctaciones se han elevado. Todos quieren pasar unas horas con El Cid, en el único fin de semana en el que desciende de su montura y su pedestal desde el que preside el Puente de San Pablo.

Esta mañana, una amplia comitiva ha acompañado a Doña Jimena y a Rodrigo Díaz de Vivar desde el Solar del Cid hasta el Arco de Santa María, un recorrido por las calles del centro histórico que ha finalizado con el pregón, de la mano de Luis Abril, Medalla de Oro de la provincia en el año 2009 y Embajador del Año de Burgos 2014. Gentes de muy diversa índole han copado las calles de Burgos, anticipando la llegada de la figura legendaria. Coloridos ropajes oscilaban al ritmo de música medieval que dejaba inmersos en su imaginación a los expectantes asistentes.

En la mente del Cid

Colores y malabares en la calle en la comitiva. IAC

Colores y malabares en la calle en la comitiva. IAC

Luis Abril ha sido el encargado de oficializar el inicio del Fin de Semana Cidiano, utilizando su faceta de pregonero para contar una historia que ha acercado los tiempos de gloria de Castilla hasta nuestros días. Abril ha imaginado cómo sería mantener hoy una conversación con el Cid. El pregonero ha descubierto al histórico guerrero las nuevas costumbres de los pobladores de Burgos, una ciudad en la que las batallas se libran en los campos de fútbol y ya no se combate por tierras, sino por puntos.

Un curioso parelalismo el que ha ido tejiendo Abril para desembocar en un mensaje muy claro, puesto en ficticias palabras del Cid. “Que se hable antes de discutir”, pide el Cid, porque todos los burgaleses queremos lo mejor para la ciudad, ha explicado. También ha pedido a Luis Abril que nos reclame una mayor atención de los vecinos cuando pasen a pies de Babieca, al que se volverá a subir tras su fin de semana.

Mucho queda aún de esta “escapada” cidiana, con actividades para todos los públicos, organizadas por la  Federación de Hostelería de Burgos y el Grupo OTR, en colaboración con el Museo de la Evolución Humana y la Fundación Caja de Burgos. Extenso programa, en el que destaca, para esta noche, el desfile a las 22:00 entre la Plaza del Rey San Fernando y la Plaza de Mio Cid. Y mañana domingo, la Jura de Santa Gadea, que se traslada a la Plaza de Santa María, a las 19:00, seguida del camino del destierro, con el que el héroe castellano abandona Burgos.